Diversidad: una herramienta de seguimiento se vuelve global

Comprometerse con la lucha frente a la discriminación y promover la diversidad en todas sus formas constituye un importante desafío para L’Oréal. Tanto el código firmado en 2004 como los talleres especializados organizados tres años más tarde impulsan este compromiso.

Les Ateliers de la Diversité
Les Ateliers de la Diversité

En el año 2004, L’Oréal fue una de las primeras empresas destacadas en firmar el Código de la diversidad en Francia, demostrando así el compromiso del Grupo en materia de no-discriminación y promoción de la diversidad cultural, étnica y social en el lugar de trabajo. Este compromiso se confirmó tres años más tarde mediante la creación de un Taller de diversidad, que ha impartido formación sobre esta temática a 12.000 empleados. Esta política de promoción y gestión de la diversidad constituye un motor estratégico para el rendimiento económico y social de la compañía. En el año 2011, L’Oréal reforzó su política mediante el desarrollo de una herramienta de seguimiento y dirección que será utilizada, a largo plazo, por todas las filiales. ¿Cómo funciona? Se trata de un método informatizado de evaluación que incluye cerca de treinta indicadores a disposición de los directores de recursos humanos y sus comités de gestión. Contribuye a analizar los resultados de las acciones emprendidas y también ayuda a identificar las áreas de mejora. "Para sacarle el máximo provecho posible al valor aportado por la diversidad, necesitamos ser capaces de medir los avances ya realizados así como el camino a seguir de cara al futuro," comenta Stéphanie Oueda, directora de proyectos de diversidad internacional en L’Oréal.

La herramienta de reporting se desarrolló en un primer momento para Francia con 14 criterios clave tales como la edad, género, tipo de contrato de trabajo y salario, que a su vez se utilizaron para crear 30 indicadores. En 2012, L’Oréal puso en marcha la implementación a nivel internacional de la herramienta que se fue ampliando a todos los países durante el año 2013. Los indicadores pueden adaptarse para tomar en consideración limitaciones locales específicas o legislaciones nacionales.